sábado, 5 de agosto de 2017

La riña entre hijos de mandatarios israelíes surgida por unos excrementos de perro

Una banal disputa sobre heces caninas degeneró en una enlodada discusión en las redes sociales entre el hijo del primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, y los vástagos de otros exmandatarios.
El detonante de la guerra de los "hijos de", que deleita a la prensa, fue una supuesta caca de la perra de Netanyahu, Kaya, en un parque de Jerusalén.
Una vecina contó en Facebook que había pedido al hijo mayor de Netanyahu, Yair, quien paseaba a Kaya, que recogiera los excrementos y que éste le respondió con un corte de mangas.
No está claro que fuera Kaya quien hizo sus necesidades en el parque.
La historia podría haberse quedado ahí. Pero Molad, una organización contraria al primer ministro conservador, la recuperó el domingo en Facebook bajo el título "Cinco cosas que no sabías sobre el heredero de la corona Yair Netanyahu".
Éste reaccionó en la misma red social rechazando las "mentiras y calumnias" y tachó a Molad de organización financiada por el extranjero que busca la "destrucción" de Israel.
Molad se presenta como un centro de reflexión independiente.
En su publicación, Yair, de 25 años, se preguntaba por qué ciertas organizaciones no tratan de la misma manera a los hijos de exjefes de Gobierno como Shimon Peres, Ariel Sharon y Ehud Olmert.
Omri Sharon, por ejemplo, pasó cuatro meses en prisión en 2008 por financiación ilícita de campañas electorales de su padre, ya fallecido.
fuente:listindiario.com

0 comentarios: